El paraíso cubano de Willy Toledo.

Tomado del ABC.ES:

http://www.abc.es/estilo/gente/20130511/abci-willy-toledo-cuba-kioskoymas-201305102343.html

El régimen le prepara una de las casas de protocolo de El Laguito, con servicio doméstico y chófer.

Willy Toledo ha anunciado que en breve se marcha a vivir a Cuba. El actor español aficionado a los espectáculos políticos está harto de la «falta de democracia» en España y de sus políticos «fascistas», según sus recientes palabras, y se muere por seguir con sus vivas a Castro, Chávez y Maduro sin que se desate la ironía en las redes sociales. La clave es qué Cuba verán sus ojos: la que sufren la mayoría de los ciudadanos o la que Fidel y Raúl Castro reservan para los «amigos de la revolución». Lo más probable es que sea la segunda opción porque el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP), dependiente del Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrex), se está ocupando de los trámites legales para que pueda residir en la isla y de su alojamiento, según informaron fuentes de toda solvencia en el país caribeño a Juan Juan Almeida, hijo del fallecido número tres de la dictadura.

Este Instituto gestiona las donaciones de los «amigos pudientes» del castrismo y atiende como se merecen a sus simpatizantes, como es el caso del histriónico actor. El ICAP prepara para sus invitados mansiones con servicio doméstico, despensa llena, seguridad y un vehículo con la matrícula roja del Gobierno y chófer, explica a ABC el hijo de Juan Almeida Bosque. Exiliado en Miami desde 2010, Juan Juan fue amigo de la infancia de Alejandro, hijo del presidente Raúl Castro. El citado Instituto utiliza las llamadas casas de protocolo de El Laguito, una idílica zona residencial del Oeste de La Habana, en el municipio Playa, donde vivía la alta burguesía hasta la caída de Batista y la llegada de los Castro.

El paraíso cubano de Willy Toledo

cubaaldescubierto.com
En esta casa de protocolo se alojó Nicolás Maduro

En las casas de protocolo -unas 120 construidas alrededor de un lago- residen hoy algunos embajadores o empresarios extranjeros y se alojan políticos aliados como Evo Morales o Nicolás Maduro. El escritor colombiano Gabriel García Márquez pasó largas temporadas en una de ellas, así como el expresidente mexicano Carlos Salinas de Gortari. Mientras luchaba contra el cáncer, el desaparecido Hugo Chávez vivió con sus hijas en la casa número 30, una mansión que perteneció al millonario Mark Pollack, según las fuentes consultadas. No lejos de El Laguito se encuentran las residencias de Fidel y Raúl Castro, así como el Centro de Investigaciones Médico Quirúrgicas (Cimeq), un hospital de referencia en Cuba en el que estuvieron ingresados el expresidente venezolano y el dictador cubano.

Fuertemente vigilado

 

El Laguito, sin embargo, puede ser una solución temporal para el actor español, que se trasladará a la isla «antes del verano tras una decisión íntima y personal», declara por teléfono su representante, Txabi Rodríguez. «Cuando pase el revuelo mediático le llevarán a un apartamento tipo medio-bajo en Miramar y acabará yéndose del país, no es el primer caso ni será el último, así funciona», señala Almeida. En ese barrio habanero seguirá teniendo vigilancia, «pero ya será solo sobre él, no para él», precisa el disidente. Otra posibilidad es un hotel o un hostal, pero siempre bajo vigilancia policial.

Los disidentes del castrismo invitan a Willy Toledo a vivir como un cubano, aunque tanto el actor de «7 vidas» como sus bravatas políticas son desconocidos para ellos por su escaso acceso a internet. «Que venga a vivir a La Víbora, mi barrio, y con mi menguada cartilla de racionamiento», le anima el periodista independiente Iván García. Al mismo tiempo, la abogada Laritza Diversent sugiere que pruebe a vivir con un salario medio de veinte dólares. Mientras que el líder opositor José Daniel Ferrer le invita a utilizar un transporte público «casi medieval» y una sanidad para el cubano corriente «propia de los años 50 o 60, sin alimentación ni equipos adecuados». «Si después de vivir así mantiene que en España no hay democracia y que Cuba es un paraíso -continúa Ferrer- habría que internarlo en un psiquiátrico o respetarlo como un loco consecuente con lo que predica. Pero si viene a vivir con los privilegios que el régimen ofrece a quienes lo defienden, será un hipócrita más».

Caso Yoani

Esta reflexión me la envió un amigo que, por motivos de seguridad personal, no quiere revelar su nombre ni salir en la red, pues está siendo monitoreado por la DI como desertor. 

Viendo estos videos compartidos por nuestros hermanos de Cuba al descubierto me recordé de lo que tantas veces expresara el ministro de propaganda nazi Joseph Goebbes, “Miente, miente, que al final algo quedará… …cuanto más grande sea una mentira, más gente lo creerá…” y en eso Yoani y el des-gobierno cubano tienen una coincidencia: ella representa muy bien su papel de ministra de propaganda de los “nuevos cambios” en Cuba.

 

Hablando en la jerga de inteligencia, es bueno estar al tanto de lo que, como bien dice BC en su respuesta, será la “profilaxis o la medida operativa que va a tomar el gobierno cubano a su regreso.” Es de esperar que la encierren (léase escondan) en alguna de sus casas operativas, o en las ya conocidas mazmorras de Villamarista, en compañía de alguna disidente real, para fortalecer su coartada, y aprovechen de paso para rectificar su  bien aprendida perorata de “disidente”, pues para los entendidos en la materia y en el análisis de información de inteligencia, está más que claro el personaje que interpreta la bloguera cubana.

 

Hacer declaraciones sobre los “5 prisioneros del imperio” como lo ha hecho ella, le pueden costar a cualquier cubano penas de hasta 20 años de cárcel, en el mejor de los casos. Este tema ha sido durante más de una década el Leimotif de todo el discurso político gubernamental cubano. Esperemos ver cuánto tiempo va a estar realmente “detenida” nuestra visitante.

 

Como ex-oficial del Departamento de Seguridad del Estado, especializado en “planes de desqueme” (fortalecimiento de leyendas de los supuestos disidentes), reconozco que hay un trabajo bien esmerado, me refiero al mensaje, pero adolece de credibilidad el contenido, la portadora del mensaje. No hay que ser un erudito en psicología para darse cuenta de las incoherencias del discurso de Yoani y sus contradicciones evidentes.

 

Como bien dice BC, el cuento de su hijo Teo de 18 años es ridículamente inverosímil e intragable. Muy bien aplica Yoani el “Principio de orquestación” de Goebbels, que refiere que la propaganda debe limitarse a un número pequeño de ideas y repetirlas incansablemente, presentarlas una y otra vez desde diferentes perspectivas, pero siempre convergiendo sobre el mismo concepto. Sin fisuras ni dudas. Llevo años siguiendo los blogs de Yoani y son solo eso, una mera repetición de lo mismo, una y otra vez. Esto lo complementa muy bien con otro de los principios goebbelianos, el “Principio de la vulgarización”, que sustenta que toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida. Cuanto más grande sea la masa a convencer, más pequeño ha de ser el esfuerzo mental a realizar. La capacidad receptiva de las masas es limitada y su comprensión escasa; además, tienen gran facilidad para olvidar. He aquí donde Yoani intenta recrear todas sus vivencias en pasajes de su vida personal, sin altas ni bajas, totalmente inmutable e inexpresiva, sin contrastes ni remordimientos.

 

Muy buena la aclaración de uno de los participantes cuando le dice que no tome a mal la diferencia de pensamiento de su generación, que realmente tuvo que sufrir penas excesivas y la separación por muchísimos años. He aquí uno de los puntos donde Yoani no ha logrado una buena interpretación de su papel de ministra cubana. Es fácil para ella decir que escogió luchar desde adentro, o no abandonar el país y enfrentar al gobierno en la isla. Es más que evidente que desconoce lo que es estar de 10 a 20 años en las cárceles políticas cubanas y sufrir el asedio y el hostigamiento constante de la policía política. Para los que vivimos de alguna forma u otra esa amarga experiencia, es intolerable su discurso. Son incontables los casos que pagaron largos años de cárcel por no hacer ni la décima parte de las declaraciones de las que ha hecho ella.

 

Qué decir de su libertad “informática e informativa”, sus posibilidades de acceder a internet, a celulares, blogs, twitter, etc. Pregúntenle al cubano común qué le pasa al que sorprenden con internet ilegal en su casa, o enviando cualquier información política delicada hacia el exterior. Los tiempos han cambiado si, hay algunas fisuras del sistema, pero el principio sigue siendo “el corte operativo”. Sus argumentos se desvanecen por sí solos.

 

Las Damas de Blanco y las otras víctimas de la Primavera Negra en Cuba, fueron sentenciadas por, según la ley cubana”, ser mercenarias del gobierno de Estados Unidos. ¿Cómo es posible entonces que Yoani haga la vuelta al mundo, sufragada por fondos recaudados por detractores de la revolución cubana? ¿Es que acaso cambiaron la definición de mercenario?

 

Desafortunadamente no es el momento de aportar las pruebas que vinculan a Yoani con la Contrainteligencia cubana y sus expertos en medidas activas, porque la vida de los seres humanos involucrados en este tipo de denuncia es demasiado importante para nosotros. No haremos lo que hizo Fidel cuando, en su frenético y enfermizo intento de denunciar al gobierno de Estados Unidos y sus planes contra Cuba, “quemó” a sus propios agentes, a sus 5 héroes, poniendo en bandeja de plata toda la información que necesitaba el FBI para dar con la conocida Red Avispa.

 

Esperemos que la nueva Ministra de Propaganda del gobierno castrista, esté lista para el futuro próximo de Cuba, cuando se desclasifiquen las arcas de la seguridad del estado.

 

Gracias miles a este foro por subir tan importantes videos, pues sirven de base de análisis para que cada quien saque sus propias conclusiones.

 

Cubanos y punto

Tomado de http://www.desdecuba.com/generaciony/
Para los cubanos del mundo, lean, escuchen y formen su opinión, así seremos libre.

Hace unos años, cuando salí por primera vez de Cuba, estaba yo en un tren que partía desde la ciudad de Berlín hacia el Norte. Un Berlín ya reunificado, pero que todavía conservaba fragmentos de esa fea cicatriz que fue aquel muro que dividió a una nación. En el compartimento de aquel tren y mientras recordaba a mi padre y mi abuelo ferroviarios, que hubieran dado cualquier cosa por viajar en esa maravilla de vagones y locomotora, entablé una conversación con un joven que iba sentado justo frente a mí. Después del primer intercambio de saludos, de maltratar el idioma alemán con un “Guten Tag” y aclarar que “Ich spreche ein bisschen Deutsch”, el hombre me preguntó inmediatamente de dónde yo venía. Así que le respondí con un “Ich komme aus Kuba”. Como siempre ocurre después de la frase de que uno viene de la mayor de las Antillas, el interlocutor trató de demostrar lo mucho que sabía sobre nuestro país. Normalmente, durante ese viaje me encontraba con gente que me decía “ah… Cuba, sí, Varadero, ron, música salsa”. También hallé hasta un par de casos que la única referencia que parecían tener sobre nuestra nación era el disco “Buena Vista Social Club”, que justamente por esos años estaba arrasando en popularidad en las listas de temas más escuchados. Pero aquel joven en un tren de Berlín me sorprendió. A diferencia de otros no me respondió con un estereotipo turístico o melódico, llegó más allá. Su pregunta fue: “¿Eres de Cuba? ¿De la Cuba de Fidel o de la Cuba de Miami?

Mi rostro se puso rojo, se me olvidó todo la poca lengua germana que sabía y le respondí en mi mejor español de Centro Habana: “Chico, yo soy cubana de José Martí”. Ahí terminó nuestra breve conversación. No obstante, el resto de viaje y el resto de mi vida, he tenido muy presente aquella charla. Me he preguntado muchas veces qué ha llevado a aquel berlinés y a tantas otras personas en el mundo a ver a los cubanos de dentro y de fuera de la Isla como dos mundos separados, dos mundos irreconciliables. La respuesta a esa pregunta recorre también parte del trabajo en mi blog Generación Y. ¿Cómo fue que dividieron nuestra nación? ¿Cómo fue que un gobierno, un partido, un hombre en el poder, se atribuyeron el derecho de decidir quién debía llevar nuestra nacionalidad y quién no? La respuesta a esas preguntas la saben ustedes mucho mejor que yo. Ustedes, que han vivido el dolor del exilio, que partieron la mayoría de las veces sólo con lo que llevaban puesto. Ustedes, que dijeron adiós a familiares, a muchos de los cuales nunca más volvieron a ver. Ustedes que han tratado de preservar a Cuba, la única, la indivisible, la completa, en vuestras mentes y vuestros corazones.

Pero yo sigo preguntándome ¿Qué pasó? ¿Cómo fue que el gentilicio de cubano pasó a ser algo que sólo se otorgaba por considerandos ideológicos? Créanme que cuando uno ha nacido y crecido con una sola versión de la historia, una versión mutilada y conveniente de la historia, no puede responderse esa pregunta. Por suerte, del adoctrinamiento siempre es posible despertar. Basta que cada día una pregunta, cómo ácido corrosivo, se nos adentre en la cabeza. Basta que no nos conformemos con lo que nos dijeron. El adoctrinamiento es incompatible con la duda, el lavado de cerebro termina justo cuando ese mismo cerebro empieza a cuestionarse las frases que le han dicho. El proceso de despertar es lento, comienza como un extrañamiento, como si de pronto le vieras las costuras a la realidad. Así fue como se inició todo en mi caso. Fui una pionerita adocenada, todos ustedes lo saben. Repetí cada día en los matutinos de la escuela primaria aquella consigna de “Pioneros por el comunismo, seremos como el Che”. Corrí infinidad de veces con la máscara antigás bajo el brazo hacia un refugio, mientras mis maestros me aseguraban que pronto seríamos atacados desde algún lugar. Lo creí. Un niño siempre cree lo que le dicen los mayores. Pero había algunas cosas que no encajaban. Todo proceso de búsqueda de la verdad tiene su detonante. Justo un momento en que una pieza no encaja, en que algo no tiene lógica. Y esa ausencia de lógica estaba fuera de la escuela, estaba en mi barrio y en mi casa. Yo no entendía bien el por qué si aquellos que se habían ido en el Mariel eran “enemigos de la Patria”, por qué mis amigas estaban tan felices cuando alguno de aquellos parientes exiliados les enviaba algo de comida o de ropa. ¿Por qué esos vecinos que habían sido despedido con un acto de repudio en el solar de Cayo Hueso donde yo había nacido, eran los que mantenían a la madre anciana que había quedado atrás, quien regalaba parte de aquellos paquetes a los mismos que habían lanzado huevos e insultos a sus hijos? Yo no entendía. Y de esa incomprensión, dolorosa como todo parto, nació la persona que soy ahora.

Por eso, cuando aquel berlinés que nunca había estado en Cuba intentó dividir mi nación, salté como un gato y lo encaré. Por eso, estoy aquí ante ustedes hoy, tratando de ayudar a que nadie, nunca más, pueda dividirnos entre un tipo de cubano u otro. Los vamos a necesitar para la Cuba futura y los necesitamos en la Cuba presente. Sin ustedes nuestro país estaría incompleto, como alguien a quien se le ha amputado sus extremidades. No podemos permitir que nos sigan dividiendo. Como mismo estamos luchando para que habitar un país donde se permitan los derechos a la expresión, la asociación y tantos otros que nos han arrebatados; tenemos que hacer todo -lo posible y lo imposible- porque ustedes recuperen esos derechos que también les han sido quitados. Es que no hay un ustedes y un nosotros… solo hay un “nosotros”. No permitamos que nos sigan separando.

Aquí estoy porque no me creía la historia que me contaron. Como muchos otros tantos cubanos que crecieron bajo una sola “verdad” oficial, hemos despertado. Tenemos que reconstruir nuestra nación. Nosotros solos no podemos. Los aquí presentes -y bien que lo saben- han ayudado a muchas familias de la Isla a poner un plato de comida sobre la mesa de sus hijos. Se han abierto camino en sociedades donde tuvieron que empezar desde cero. Han llevado y cuidado a Cuba. Ayúdennos a unificarla, a derrumbar ese muro que. a diferencia del de Berlin, no es de concreto ni ladrillos, sino de mentiras, silencios, malas intenciones.

En esa Cuba con la que muchos soñamos no hará falta aclarar qué tipo de cubano uno es. Seremos cubanos a secas, cubanos y punto, cubanos.

[Texto leído en acto realizado en la Torre de la Libertad, Miami, Florida, el 1° de abril de 2013]

En busca de la verdad y la justicia

Carromero en la entrevista con el Washington Post dijo:

 

How was your statement obtained?

They began to videotape me all the time, and they kept doing so until the last day I was jailed in Cuba. When they questioned me about what happened, I repeated what I told the officer who originally took my statement. They got angry. They warned me that I was their enemy, and that I was very young to lose my life. One of them told me that what I had told them had not happened and that I should be careful, that depending on what I said things could go very well or very badly for me.

Then came a gentleman who identified himself as a government expert and who gave me the official version of what had happened. If I went along with it, nothing would happen to me. At the time I was heavily drugged, and it was hard for me to understand the details of the supposed accident that they were telling me to repeat. They gave me another statement to sign — one that in no way resembled the truth. It mentioned gravel, an embankment, a tree — I did not remember any of these things.

 The hit from the back when we left the road didn’t need to be hard, because I remember that there was no curb or incline. The pavement was wide, with no traffic. I especially did not agree with the statement that we were traveling at an excessive speed, because Oswaldo was very cautious. The last speed I saw on the speedometer was approximately 70 kilometers per hour [about 45 miles per hour]. The air bags did not even deploy during the crash, nor did the windows shatter, and both I and the front-seat passenger got out unhurt. 

La manipulación de la prensa de Miami por la dictadura castrista, es el miedo , es vagancia o simplemente indiferencia.

 

Reto a la prensa de Miami a investigar la muerte de Oswaldo Paya y Harold Cepero, pero investigar la muerte con datos independientes y no con la información dada por el gobierno cubano, con esa información solo se  sacaran las conclusiones que ellos quieren, hay que basarse en la información que no ha sido manchada por la dictadura castrista. Hay que hablar con Ángel Carromero, y aquí nadie en Miami lo ha hecho, esto  en una comunidad donde el 90% de los cubanos exiliados viven, esto nos incumbe y tiene que ver con nuestra idiosincrasia.

Ángel Carromeno le da una entrevista al Washington Post, y es el Washington Post el que pide una investigación internacional por las muertes de estos dos cubanos, dónde están mis periodistas compatriotas de Miami, ustedes aquí son libres y no buscan entrevistarse con Carromero o Aron Modig, señores periodistas hay que hacer el trabajo de buscar la información, investigar  y no esperar que las cosas nos caigan arriba.

El periodismo en Miami se está convirtiendo en un círculo, nadie toma la iniciativa de investigar o buscar información nueva, sino sale en el Miami Herald no es noticia, señores el que no se arriesga no gana, y aquí hay muchos interesados en la verdad  y ninguno de ustedes ha salido  a buscar o investigar la noticia, solamente se han limitado a escribir sobre lo dicho por el gobierno de La Habana u otro medio de comunicación y eso da pena.

El gobierno cubano mató a dos ciudadanos cubanos y las muertes de estas dos personas quedarán impunes  si no nos ponemos las pilas. Las pruebas están ahí ,solo hay que buscarlas. Señores periodistas ustedes tienen los medios y ese es su trabajo,¡ pues háganlo! . Si nosotros los cubanos no nos preocupamos de los cubanos que viven en la isla esclava, quién lo hará. El vivir en un país libre nos da muchas libertades, pero también nos da el compromiso de luchar por los que no pueden, buscar la verdad, es hora de preguntarse a sí mismo ¿de qué lado estamos? ¿Y qué es lo que hacemos?

 

Cosas que se pueden hacer, Ideas.

 

1)      Pensar outside the box, (Fuera de la caja).

2)      Tomar o hacer un screen shot  de la información que el gobierno cubano ha difundido sobre el accidente, mi madre siempre me ha dicho que es más fácil coger a un mentiroso que a un cojo, y cuando las mentiras salgan a relucir verán como el gobierno cubano y sus publicaciones cambian o desaparecen de la internet.

3)      Buscar todas las pruebas que podamos sin utilizar las fuentes manipuladas o que puedan ser usadas por la dictadura castrista, esas fuentes siempre darán y defenderán la versión castrista mientras estén bajo sus garras.

4)      Usar fuentes de informática y tecnológica al máximo, para probar el tiempo y el lugar de los hechos, además estas fuentes son incorruptibles y veraces, ya los comunistas dieron sus explicaciones, ahora nos toca a nosotros.

5)      Who dares wins, (El que se arriesga, gana) Hay que tomar riesgos, este es el lema de las fuerzas especiales inglesas, y nos viene muy bien este caso.

6)      También se podría hacer un equipo de investigadores de accidentes de los departamentos de policías locales para que investiguen o nos asesoren en investigar el accidente, if is up to be it is up to me, (Si algo se va hacer esta de nuestra parte comenzar) porque esperan a la ONU, hay que ponerse en marcha ya.

7)      Medios de comunicación de Miami, hay que entrevistarse con las únicas dos personas que estuvieron en el lugar de los hechos, y no están hoy en día bajo las garras castristas, muy importante. Ángel Carromero y Aron Modig.

8)      Preparar lista de preguntas que podrían ser importantes para Ángel Carromero y Aron Modig.Y para no volver locos a estos colaboradores por la libertad de los cubanos elegir a uno a dos personas que nos representen con ellos y preparar las preguntas que sean pertinentes de antemano para no ser repetitivos y ser organizados.

9)      Primera prueba que no encaja, Carromero en la entrevista con el Washington Post dijo:

The air bags did not even deploy during the crash, nor did the windows shatter, and both I and the front-seat passenger got out unhurt.

Ok, al mirar las fotos del carro, lo de que las bolsas de aire no se abrieron , es verdad,  los cristales que no se rompieron, en las fotos se puede comprobar que  están rotos todos  excepto el cristal de adelante y el de la puerta del pasajero. Primera mentira o manipulación de la verdad de la dictadura.

Ahora parece que los pájaros le quieren tirar a las escopetas.

Respueta para hijo de Coronel de la Inteligencia Cubana.

Gustavo Machin en Pakistan

Gustavo Machin en Pakistan

Gustavo Machin Gomez y hijo Antonio

Gustavo Machin Gomez con hijo Antonio Machin Rojas y nieto

Alejandro antes que nada pido disculpas por el tiempo que me ha tomado contestar tu mensaje, aunque para nada estoy de acuerdo con lo que escribes, ni como defiendes la causa de los Dictadores que usurpan el poder en Cuba por más de 54 años. Y admito un error en lo que escribí de tu padre, el error fue cuando afirmé que  del matrimonio de Gustavo Ricardo Machín Gómez y Marta Rojas Barbeito tan solo habían tenido una hija, y en eso tienes razón, de ese matrimonio son dos hijos, Alejandro Machín Rojas y tu hermano Antonio Machín Rojas.

Alejandro Machin Rojas con Pablo Remirez de Estenoz, tremenda compañia.

Alejandro Machin Rojas con Pablo Remirez de Estenoz, tremenda compañia.

Marta Rojas Barbeito

Marta Rojas Barbeito

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tu madre Marta estudio en La Lenin de 1977 a  1983, estuvo con tu padre en Washington en la primera vez que este viene a espiar a los EEUU. A Marta le perdimos el rastro por un tiempo,  pero sabemos que ahora es asesora legal para Cubana de Aviación en el Aeropuerto José Martí, a viajado a Colombia como representante de Cubana y su teléfono en el trabajo en la Terminal 1 es (537) 266-4505 y su email es marta.rojas@cubana.avianet.cu.

Marta Rojas Barbeito con su hermana

Marta Rojas Barbeito con su hermana

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

De que tu padre no es  coronel de la DI, ahí no sé lo que él te cuenta a ti, pero, si  lo es.

De los relatos de Washington, del caso de Elián González (Golpes que dio tu padre a manifestante cubanos en contra de regreso de Elián González a Cuba), y de Ana Belén Montes (Espía), todos son verdades y por eso tu padre fue expulsado de este País, te imaginas el escándalo que el gobierno dictatorial cubano armaría si lo mismo hubiera pasado en La Habana. Y mira ponen a tu padre ahí al lado de Aron Modig, para que este no dijera la verdad de lo que paso en el asesinato por DICTADURA cubana, en el caso de Paya y Cepero, increíblemente  tu padre tiene las manos manchadas de sangre, y tarde o temprano la justicia lo alcanzara. Yo sé otras cosas de ese asesinato pero por ahora no diré nada, pero el gobierno cubano se esta poniendo la  soga al cuello, más de lo que ha hecho hasta ahora, están protegiendo sus mentiras y tarde o temprano la verdad se sabrá.

Gustavo Ricardo Machin Gomez

Gustavo Ricardo Machin Gomez

Alejandro pero no solo es tu padre, tu tío Julio Antonio Machín Gómez, era del carajo también, lee para que aprendas la verdad que tu padre no te dice:

Tu Tío estudio en los Camilitos de Playa Baracoa, ahí conoció a su futura esposa, Aleida Guevara March en 1972, tu tío era parte de la Compañía 3, Batallón 1, Pelotón 8 y tu tía Aleida estaba Compañía 2, Batallón 1, Pelotón 4 aunque en esa época tu tía estaba atrás de Luis Alberto Rodríguez López-Calleja, después se conecto con tu tío, y de ahí nacen tus primitas Estefanía (Fanny) Machín Guevara nacida 21 de Diciembre de 1988 y Celia Machín Guevara nacida el 15 de Mayo de 1990.

Aleida Guevara March, con su hija Estefania (Fanny) y Celia con nieta.

Aleida Guevara March, con su hija Estefania (Fanny) y Celia con nieta.

Julio Antonio Machín Gómez sale de Los Camilitos para un curso de Mando de Tropas Especiales en Moscú, y después entra en la DI, Trabaja en Panamá y México, sobre todo el área de Cancún, aunque ya en esa fecha trabajaba para el departamento de Ilegales, y los rumores que hay sobre su muerte te lo dejo de tarea  a ti, para  que le preguntes a tu padre.

Celia Machin Guevara de visita en Mexico.

Celia Machin Guevara de visita en Mexico.

Por cierto El Chacal, ese le dio una patada a la Lata y ahora vive en la Yuma al igual que su madre Rebeca Maceda, jejeje, Alejandro no te preocupes, yo sé quiénes son. Pregúntale de Ache, ese lugar te gustaría  mucho a ti.

Antonio Machin con el Chacal

Antonio Machin con el Chacal

Ahora parece que los pájaros le quieren tirar a las escopetas.

Hijo de Coronel de la Inteligencia cubana nos escribe, habrá respuesta.

Articulo original publicado el 3 de Agosto del 2012 a las 8:00pm
Declaración de Aron Modig ante la prensa, miren quien está al lado.

Gustavo Ricardo Machín Gómez, (Tabito) Coronel de la DI, tiene 51 años de edad. Trabajo encubierto de Gustavo es de director del Centro de Prensa Internacional en La Habana.

Gustavo Ricardo Machín Gómez, fue embajador de Cuba en Pakistán, desde que empezó oficialmente el 30 de mayo de 2006 hasta el año 2011. Es hijo de Ricardo Gustavo Machín Hoed de Bache (1936-67), alias Alejandro, jefe de operaciones del Che en Bolivia. Su madre después de quedarse viuda se caso con el General Raúl Díaz Arguelles el cual también murió en Angola en 1975, y hoy en día vive en el Penthouse del Focsa, donde Gustavo vivió con ella por cierto tiempo.

Gustavo tenía otro hermano en la DI de nombre Julio Antonio que salió de la DI, departamento M-V en los 90s, aunque siguió trabajando para la DI encubierto en México, donde fue encontrado muerto en su apartamento en extrañas circunstancias, (se dice que murió de un ataque de Asma), fecha de nacimiento: 15 octubre 1960 y fallecio el 15 Noviembre del 2002.
Gustavo se graduó del ISRI en el año 1985, su primer trabajo fue en Panamá, muy ligado a Tony de la Guardia, y se piensa que fue el que lo chivateo, sabemos que estuvo en los EEUU dos veces, la primara ves su esposa era Martica con la cual tiene una hija, trabajo para el departamento M-I y M-VII, es un perro leal de Raúl y Fidel Castro y goza de mucha confianza dentro del aparato maquiavélico cubano.

Su segundo viaje a los EEUU fue a Washington del 1997 al 2002, ahí tenía un cargo de primer secretario, al mismo tiempo que era un oficial de la DI del Departamento M I, el día 14 de abril tomo parte en una golpiza a manifestantes Cubanoamericanos que se encontraban frente a la embajada, protestando el caso Elián González.

Gustavo fue expulsado de Washington el día 11 de noviembre del año 2002 como Persona no Grata, por su trabajo en el caso de Ana Belén Montes.
Muchos piensan que Gustavo es y fue la conexión cubana con Al-Qaeda.

Su segunda esposa se llama Claudia Joffre Frías es doctora de profesión y fue una segunda secretaria en la Misión diplomática de Cuba en Washington. Antualmente ambos residen en Calle 86 Nro. 316, entre 3ra. A y 5ta., Reparto Playa, con el teléfono 203-5439.

Casa de Gustavo Machín Gómez con sus vecinos, para ver más detalles dar un click arriba de la foto.

Claudia tiene una hermana que se llama Michele y vive en calle 1ra # 4607 entre 46 y 60, Cuidad Habana.
Vecinos:
Solo una muestra de los que se les puede hacer con la tecnología a la dictadura castrista, solo en este blog y por primera vez les daremos una demostración:
Vecino en la casa del lado al sur: Calle 86 #318 ahí vive, Julio Inocente Martínez Martínez, está casado con Magaly Cristia Hernández que nació el 22 de Agosto de 1957, tienen una hija que vive ahí con ellos, Giselle Martínez Cristia, ella acaba de cumplir sus 28 años, ya que nació el día 15 de julio de 1984.
Aquí les dejo una foto:
Giselle Martínez Cristia

Ahora son los espias cubano los que estan siendo espiados.

Este fue el mensaje que recibimos.

Alejandro Machin
abcfr@hotmail.com
201.220.215.11

 Antes que nada quisiera empezar diciendo que hacia rato no me reia tanto por la cantidad de tonterias que he leido aqui, una desinformacion total. Ahora me presento. Yo soy el HIJO de Tavito y Martica….ellos nunca tuvieron HIJA como dices aqui (te confieso que para mi desgracia….siempre quise una hermana, al menos en esta historia de espionaje me has hecho feliz). Por otro lado, no tuvieron uno solo, sino dos… Te agradezco ademas de que le hayas dado un grado militar tan alto como lo es Coronel. Me siento muy orgulloso de mi papa al saber esto…de verdad que no me habia enterado. Y por ultimo y la mejor parte…(para no seguir, porque te estaria escribiendo un dia entero enumerando las formas de dar a conocer tanta falta de informacion) eso de ser la conexion cubana con Al-qaeda esta genial. Yo ya tenia mis dudas con respecto a su acto terrorista de haberme cocinado unas pastas italianas verdes hechas con acelgas acabado de llegar de Pakistan. Fue una tortura inimaginable. Eso solamente lo pudo haber aprendido con Bin Laden o alguien mas de esos lares.
Por cierto, al menos pon una foto tuya para verle la cara al artista que tanto me ha hecho reir con historias de este tipo. Si puedes me mandas algunas que tengas guardadas por ahi, quien sabe si seras el proximo Graham Greene o Forsythe. Imaginacion tienes para eso…

 

Rodolfo Reyes Rodríguez

Rodolfo Reyes Rodríguez, nuevo  Jefe de la Misión diplomática cubana en las Naciones Unidas en Nueva York.

Rodolfo nació un 23 de Agosto de 1964 en La Habana.

Estudio en La Lenin desde 1976 al 1982.

Rodolfo Reyes Rodriguez, en La Lenin

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Rodolfo Reyes Rodriguez, en La Lenin

Comenzó en la DIM (Dirección de Inteligencia Militar) y se graduó del ISRI (Instituto Superior para Relaciones Internacionales Raúl Roa), en el año 1987.

Sus primeras misiones operativas fueron durante la guerra de Angola en un punto operativo de la 80ta Brigada de tanques en Caala, Huambo, ahí pierde una pierna cuando le explota una granada Surafricana Crom, que tenía en la mochila, usa una prótesis en esa pierna y no se nota en su caminar que le falta una pierna.

Después del accidente pidió la baja de la DIM y comenzó a trabajar en el Minrex, está muy cerca de Rafael Dausa Céspedes y este es su protector.

Rodolfo Reyes Rodríguez

Rodolfo comenzó a trabajar en el Minrex en 1990 trabajando como un asistente a la división de América del Norte hasta el año 1991, del 1993 a 1995 fue un tercer secretario para asuntos multilaterales de esta División y su primer puesto fuera de Cuba, fue a las Naciones Unidas en Nueva York de 1996 al 1999, como un primer secretario, vuelve a Cuba y en el 2001 es nombrado vicedirector de asuntos multilaterales de la cancillería, donde permanece hasta septiembre del 2003, y después desde Enero del 2004 a Agosto del 2005. Desde Septiembre del 2005 al 2009 fue director de asuntos multilaterales del Minrex, en el 2009 pasa a Ginebra y trabaja como embajador de Cuba en la oficina de los derechos Humanos, (Que sabrá Cuba sobre los derechos humanos, saben violarlos como en el caso de Oswaldo Paya). Este señor acaba de ser nombrado en Enero del 2013, Jefe de la Misión diplomática cubana en las Naciones Unidas en Nueva York.

Rodolfo es soltero, es homosexual y vive con su madre en el Vedado.